Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Kora, peña !!
Vie Mar 09, 2012 6:00 pm por T-rot

» Hola a todo el mundo
Miér Dic 21, 2011 2:41 am por Rakuray

» FAQ del foro (o preguntas mas comunes)
Vie Jul 08, 2011 10:51 pm por Gintoki

» Sistema de poder
Miér Jul 06, 2011 9:59 pm por Gintoki

» Registro de PBs.
Dom Jun 19, 2011 3:55 pm por Pein

» Ficha de pein
Dom Jun 19, 2011 3:46 pm por Pein

» En direccion a Syrup
Sáb Jun 18, 2011 5:05 pm por Roy Mustang

» Roy Mustang
Sáb Jun 18, 2011 2:21 pm por Roy Mustang

» Presenciando la caída del Rey
Lun Jun 13, 2011 5:33 pm por Kailyn F. Lawson

Compañeros
One Piece Story
One Piece Story


Bleach Final Judgement

kuroshitsuji Rol
Rol Kuroshitsuji


Cuentos de Noreth

Infiltración en la mansión

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Infiltración en la mansión

Mensaje por Gintoki el Sáb Mayo 21, 2011 9:01 pm

Gintoki llevaba vigilando la mansión desde hace varios dias.Era la primera misión que le habia dado Elizabeth en varias semanas.Consistia simplemente en robarse un artefacto de tecnologia de punta que si caia en manos de la marina, podrian hacerse de un poder inimaginable.
El lugar no mostraba seguridad, las luces siempre estaban apagadas y el jardin tenia el cesped tan largo como la barba de un Amish, era el camuflaje perfecto para ocultar un laboratorio.
Finalmente despues de estudiar el lugar, Gintoki se preparo para la Operación "Piojo al amish". Se vistio de una forma en la que seria poco visible, que se moveria con rapidez y tendria la flexibilidad de una palmera arrancada por un hurac
an:
Spoiler:
-Operación Piojo al amish comienza ahora.
Gintoki se acerco a la cerca y coloco un pequeño explosivo en la puerta, se alejo unos 30 metros, se coloco tapones en los oidos y detono la carga. Una inmensa nube de humo se elevo por los cielos, un estruendo resono en toda la isla, las ventanas de varias casas estallaron y las alarmas de los barcos resonaron en el puerto hasta que sus dueños las desactivaron con su control. Gintoki se quito los tapones, respiro hondo y hablando consigo mismo se felicito.
-Sabia que los 2 kg de TNT no harian mas que romper el candado.
Dicho esto, trepo un arbol y salto sobre el muro para caer en la espesa mata de cesped. Se incorporo despues y saco su katana que uso para rasurar el area por donde iba caminando haciendo un camino, por alguna razon cada vez que cortaba el pasto salia 1 berrie o hasta 5, pero solo pudo cargar 99 ya que traia su cartera pequeña. Finalmente llego a un costado de la mansión, se acerco a la ventana mas cercana y noto un silencio abrumador, seguramente le preparaban una emboscada. Temerario, tomo su Bokutou y atraveso la ventana rompiendola, aterrizo dentro de la mansión dando una marometa en el suelo para luego reincorporarse en una pose defensiva.Al notar que solo el polvo parecia atacarlo a el y a su ahora entre grisaseo y color mierda traje de infiltración, solo pudo llegar a la deducción mas logica.
-Seguramente es su hora de comida.
Comenzo a caminar en la mansión con cautela para acercarse a la cocina, lugar donde Elizabeth le indicaba que estaba aquel artefacto oculto, finalmente llego a la puerta de la cocina, la abrio con cautela y ahi estaba su objetivo en la mesa:
Spoiler:

Se acerco, le puso plastico burbuja y periodico para luego guardarlo en su mochila, habia cumplido su misión y decidio relajarse en el lugar para echarse una siesta, como sabia que regularmente las horas de comida rondaban desde las 7 horas hasta los 12 años que su padre llevaba fuera de casa por que fue a comprar una paleta de mango, pero Gintoki no se preocupaba por eso, le habia dejado la llave oculta debajo de el tapete de bienvenida de su casa para cuando volviera.


Última edición por Gintoki el Jue Mayo 26, 2011 10:17 pm, editado 1 vez
avatar
Gintoki
Pirata recién zarpado

Mensajes : 69
Fecha de inscripción : 14/05/2011
Edad : 26
Localización : Mirando a las muchachas

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Junko el Jue Mayo 26, 2011 9:33 pm

El Den Den Mushi en la base marina sonaba y resonaba, pidiendo a los nuevos reclutas que hicieran filas y se comenzaran a dividir en las secciones correspondientes. El día había comenzado antes de lo normal debido a la extraña llamada de un antiguo ricachón de la zona que demandaba la presencia de algunos marinos en una de sus mansiones abandonadas acusando que un ladrón se había metido y que exigía, nada más ni nada menos, que lo atraparan vivo solo para que él, un gordo que nunca movería un dedo para nada, le sacara el pellejo con sus propias manos. La sola idea de que la marina se dejara manipular por alguien que poseía dinero le producía coraje y rabia en proporciones similares, ¿pero que podía hacer siendo una recluta?, para colmo, una, si venga, a pesar de que hubiera Capitanas mujeres y algún día Almirantes mujeres nunca los hombres se quitarían ese machismo tan característico de ellos.

Se llevo un mano a las gafas y acomodo las mismas mientras seguía la comitiva de marinos que pretendía entrar por la puerta trasera del recinto gracias a la llave que el dueño les había entregado. Traspasaron cinco marinos el patio trasero al mismo tiempo que una inmensa explosión se sucedía en el frontis del lugar. La pelirroja detuvo su susurrante charla con la única fémina de la compañía para ver el humo que se alzaba. Se les habían adelantado. El resto no perdio tiempo, pusieron pies en polvorosa y se dirigieron al portal, para su error, por el lado contrario por el que comenzaba a ingresar el dichoso ladrón.


- Takeda-san, apúrese.

Se había agachado, produciendo que los pantalones se ajustaran en sus muslos, y se encontraba con el mentón apoyado en su rodilla derecha cuando le llamaron la atención. Alzó la vista y agradeció la suerte que tenía al ver que no era quién dirigía la comitiva, sino la muchacha con la que había estado conversando quién la llamaba antes de doblar el recodo del edificio. Volvió a bajar la vista y termino lo que estaba haciendo, ajusto los cordones superiores y apretó el botón que había en el talón de sus largas botas emergiendo de la suela ruedas. Así, más rápida que sus compañeros, se movió por el lado contrario del edificio pensado que el ladrón al ver a los marinos decidiría tomar la otra dirección. Le acertó al lado, pero no a la razón.

- ¡Alto ahí!. - Su voz apenas habría podido ser escuchada ya que el ladrón se encontraba traspasando una puerta. Apuro el paso y se introdujo en el edificio para observar algo que nada se esperaba. - ¿Eres...?. - Carraspeo y se ajusto las gafas. La sorpresa le había afectado. - ¿Eres tu el ladrón?.

¡Vamos!, ¡debía preguntarlo!, ¡no todos los días se encuentran con un ladrón que se duerme en la escena del crimen!. Aún así, y considerando que nadie más había por allí, retrocedió un paso y cerro la puerta por la que había entrado, comprobando de paso las otras salidas para evitar una salida del sujeto.

[Off: los otros marinos no aparecerán, son npc/escusa para aparecer por acá XD y por cierto, ¿podrías poner las imágenes en spoiler?, me descuadran el foro DD; ]


Última edición por Junko el Lun Mayo 30, 2011 8:34 pm, editado 1 vez
avatar
Junko
Recluta

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 26/05/2011
Localización : El cielo~

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Gintoki el Jue Mayo 26, 2011 10:45 pm

Al oir que una voz femenina le habia gritado y encontrado supo de inmediato que habia caido en la trampa de una excelente usuaria de la confusión mental. Elizabeth le habia advertido que la mansión estaba siendo custodiada por agentes especiales que tenian habilidades mentales que podian anular completamente al oponente como en el manga de Beruto de la Shonen Pirate. Sabia que solo podia hacer una cosa para salir de su control mental. Junto su dedo indice y su dedo corazon, los puso en su frente y grito concentrando su fuerza espiritual.

-Kaaaaaaai!!!

Espero 3 segundos de silencio incomodo para luego abrir los ojos y ver que seguia encerrado con aquella chica de habilidades increibles. Sintiendose derrotado solo pudo felicitar a su adversaria que habia sido mas lista que ella mientras veia a el suelo con su puño apretado como su ultima forma de sacar la tensión y no quebrantarse.

-Increible, no pense que hubiera una usuaria de tecnicas tan avanzadas, seguro desde que entre a la mansión cai en tu tecnica especial...sabia que todo estaba saliendo demasiado bien...Debi de haber hecho caso a Elizabeth y tomar ese curso de entrenamiento mental que daban por TV pero preferi ver el show de el payaso Mcgiver.

Despues de decir estas palabras se quedo callado unos momentos, volteo a ver la cara de su adversaria con un terror inminente y le pregunto con un tono de voz algo agudo y tartamudeando sobre su destino.

-D-Dime la verdad...¿Te comeras mi alma y usaras mi cabellera como taparrabos verdad? Eso es lo que hacen los del clan Manara. O peor me robaras mi tecnica especial! NOOOOO mi tecnica del maestro del esfinter caera en manos Equivocadas!!

En ese momento Gintoki cayo en la desesperación y comenzo a jalarse el cabello mientras sudaba frio, sabia que su destino acabaria en cuanto ella usara su tecnica especial el Amarraterazo. Asi que solo podia esperar su tragica muerte en cualquier momento.

OFF: Dios hoy creo que ando un poco perdio, lamento si esto definitivamente no causa nada de gracia, pero la cafeina causa estragos.
avatar
Gintoki
Pirata recién zarpado

Mensajes : 69
Fecha de inscripción : 14/05/2011
Edad : 26
Localización : Mirando a las muchachas

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Junko el Vie Mayo 27, 2011 2:36 pm

[Off: ¿Gracia?, morí de risa todo el camino a mi colegio cuando lo leí en la mañana XDDDD]

Está bien, definitivamente se arrepentía de haber preguntado, mejor solo lo hubiera considera como el ladrón al ser el único que había en la casa, esperaba que el resto de la comitiva apareciera pronto, por que no tenía idea de cuales serían las habilidades del sujeto que tenía frente a si. Retrocedió medio paso, el justo para tomar una median posición defensiva cuando el joven estalló en gritos y coloco su antebrazo izquierdo frente su pecho esperando un ataque posterior, pero parecía ser que nada semejante iba a ocurrir.

Menudo susto. - Pensó mientras contemplaba al, al parecer, asaltante.

Sus ojos se habían abierto más de lo normal y sus gafas amenazaban con caerse si no las colocaba correctamente. pero era tal la sorpresa y curiosidad por las palabras que decía el joven que recién reacciono cuando las mismas estaban a punto de caerse. Con su dedo indice las acomodo y su vista se oscureció un poco al mirar hacía abajo mientras el peliplateado comenzaba con su parafernalia que para ella no poseía ni pies ni cabeza.


Bien. Lo siento, pero...- Flexiono las rodillas y con increíble velocidad gracias a sus patines se movilizo hasta la espalda del sujeto intentando tomarlo por ambas muñecas aprovechando que el mismo estaba distraído y había colocado sus manos justo en el lugar ideal para que ella las atrapara. una vez hecho, pasaría ambos antebrazos por detrás de la espalda del sujeto y alzaría sus manos, aún colocadas en la espalda del sujeto, lo más cercano al cuello posible sin llegar a romper la articulación en la clásica llave de inmovilización. - Tenemos ordenes de apresar al ladrón.
avatar
Junko
Recluta

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 26/05/2011
Localización : El cielo~

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Gintoki el Vie Mayo 27, 2011 11:42 pm

Al ver los movimientos rapidos de la chica y escuchar que tenia orden de arresto contra el, Gintoki finalmente se dio cuenta que no era ningun miembro del clan Manara, sino simplemente un miembro de la marina que lo habia encontrado en su misión. Al parecer ella se habia quedado atrapada en los años en los que las meseras llevaban patines y te daban tu orden, pero esa estrategia le habia otorgado una ventaja de velocidad ante el. Al enterarse de esto sabia que solo tenia una oportunidad de salir de esta y tendria que actuar en un papel mas serio, ya que habia sido completamente inmovilizado, no le podria ganar fisicamente, al menos no por el momento, tendria que crear una distracción a su persona. Finalmente, dejo de lado sus nervios y miedo para dar paso a una persona completamente sorprendida y indignada

-Oi oi espera un momento!!! , Todo esto es un gran malentendido!!... ademas estas demasiado cercas deberias al menos invitarme un cafecito o algo, tengo cierto encanto que siempre ha seducido a las mujeres pero llamarme Ladron y intentar arrestrarme sin motivo no te da puntos... ¿no crees que es algo precipitado todo esto?.

Gintoki hizo una pausa para tomar aire y comenzar a dar sus argumentos de la manera mas convincente posible.

- Analizemos la situación. En primera no crees que un ladron intentaria escapar de la escena del crimen en vez de dormirse? De hecho no recuerdo haber entrado aqui, solo recuerdo una gran explosión y luego despierto aqui alucinando, paranoico y con miedo de que alguien controle la mente gracias a que un personaje misterioso llamado Elizabeth me dijo que asi serian las cosas... ¿Crees que no pudieron de alguna cierta forma drogarme? y la cuestión mas importante de todas... ¿No cree que sus compañeros debieron de haber llegado desde hace rato al oir todo ese escandalo? posiblemente pudiera haber pasado algo... ¿A todo esto que autoridad es usted para ser tan abusiva y arrestrar a una persona que aun trata de recuperar la cordura y es atacada por la espalda con tanta brutalidad?.

Gintoki acabo de hacer su farol para presentar una identidad falsa, en estos momentos tenia que aprovechar todo lo que tenia para relajar a su rival y poder volver a ganar una ventaja.

-Mi nombre es Proenix Right Soy un abogado surfista que busca hacer justicia con un maremoto de verdad y ...Usted esta llena de contradicciones!!!.

Despues de decir esto, espero la respuesta de su adversaria en silencio y relajo su cuerpo, para asi poder trasmitir un poco de tranquilidad y confianza hacia su rival que aun lo tenia firmemente sujeto
avatar
Gintoki
Pirata recién zarpado

Mensajes : 69
Fecha de inscripción : 14/05/2011
Edad : 26
Localización : Mirando a las muchachas

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Junko el Dom Mayo 29, 2011 12:14 am

[Off: antes que todo y para que no se me acuse de posterior metarol o semejantes, Sieghart me dijo que te llevara a Loguetown para la ejecución y allá ya hacías....lo que debes (?) huir XD]

No mostró mayor oposición física a su llave por lo que afianzo la misma con ambas manos para evitar que el hombre de plateados cabellos se le escapara. No necesitaba, por nada del mundo, que le reclamaran luego que había dejado huir al ladrón, más que nada porque seguro el ricachón que la había sacado de la cama a tan temprana y extraña hora pondría el grito en el cielo al enterarse. Aún así, sus movimientos y pensamientos, se vieron cortados cuando el sujeto contesto, para su desagrado posterior al escuchar las indirectas que explicaba. De manera inconsciente, y dominando en ella su timidez, retrocedió su cuerpo, dejando un espacio, antes inexistente, entre ella y el, aparente, ladrón, mas, no soltó nunca las manos del hombre y tampoco disminuyo la fuerza con que lo sostenía.

¡No te hagas ideas erróneas! - De haber girado el hombre el rostro para mirarla a la cara habría notado el ligero rubor que había dominado el rostro de la pelirroja. Tenía suerte te tener ese color de cabello, por que eso hacía más difícil que fuera capaz de alcanzar semejante tonalidad en su rostro alguna vez. - ¡Solo cumplo ordenes!

Bufó fastidiada y trato de recuperar la compostura y busco las esposas que traía. En silencio escucho la teoría que le planteaba mientras le colocaba las esposas recién encontradas con gran facilidad al haberse relajado el peliplateado. Mientras escuchaba no pudo evitar que las dudas surgieran, ¿y si estaba lastimando a una persona inocente?, lo que más aborrecía eran las injusticias y no se perdonaría jamas si estaba llevando a cabo una. Ahora estaba también el otro punto, ¿por que no llegaba el resto de la comitiva?, tampoco es que fuera a hacer de héroe y partiría a salvarlos, pero el que, de pronto, estuvieran probablemente rodeados, no le producía ningún sentimiento de paz, pero, ¿por qué se quedarían?, justamente cono decía el, recién presentado, Proenix, deberían haberse ido en cuanto obtuvieron lo que deseaban. Lo que volvía su mente al sujeto que aún sostenía, sin vacilar, con ambas manos a pesar de tenerlo esposado, si era verdad lo que decía debía haber visto a alguien, lo cual podría llegar a servirles, o en otro caso, podía ser alguien dejado atrás de la banda de ladrones y si tenían el suficiente honor y coraje, por no decir lealtad, lo cual era pedir mucho, volverían a buscarle, por lo que mejor tenerlo un rato más así. Pero seguía dudando de como tratarlo. Una melodía fue su salvación.

¿Tanaka-san?. - Su comunicador sonaba en su cinturón. - ¡Tanaka-san!

¡Aquí Jefe!

¡Inútil!, ¡¿cuántas veces te he dicho que me llame Capitán?!

Rodó los ojos condescendientemente y tomo el comunicador con su derecha sosteniendo aún al sujeto con fuerza con su mano izquierda. Elevo el micrófono hasta su pecho donde lo ajusto con un broche para poder hablar sin necesitar una mano sosteniéndolo.

Tengo al ladrón. - Hizo caso omiso a la acusación contra su persona y volvió a sostener al sujeto con ambas manos. - O a alguien que conoce a los ladrones, lo llevo al frontis para que lo interrogue, Taisa. - Soltó el titulo con sarcasmo demás notado de la otra linea por el hombre quién se prestaba a gritarle de nuevo si no fuera por que el resto de la comitiva le quito el comunicado y lo apago después de un corto "Entendido". - Vamos, puedes no ser el ladrón, pero, como ya dije, si te drogaron algo has de haber visto, por lo que podemos sacar algo de ahí.

Lo obligo a levantarse levantado las argollas que sostenían presos sus brazos y lo arrastro al frontis de la mansión abandonada donde un sujeto bastante alto, pelado y con la capa que lo designaba con un cargo más importante que el que ella tenía los esperaba con una vena marcada en la frente y los puños apretados. Entre dientes y después de mandar a dos hombres suyos, y no una mujer que andaba en patines por la vida, a sujetar al posible ladrón, le comunico que salían hacía Loguetown por la ejecución de Roger, así que una vez allá interrogarían al peliplateado.

[Off: Tema]
avatar
Junko
Recluta

Mensajes : 13
Fecha de inscripción : 26/05/2011
Localización : El cielo~

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Infiltración en la mansión

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.